<< Actualidad

El Complot, tercer capítulo

 

 

Por Raúl Wiener

     
  No es de lo “justo” pagarle 20 millones de soles por indemnización a Baruch Ivcher, cuando hay tantas necesidades postergadas en el país y el Estado incumple una larga fila de sentencias y compromisos a favor de jubilados, héroes de guerra, familias afectadas por la violencia, con el argumento de la falta de dinero; que debemos discutir en estos días sino de la ocasión y las circunstancias escogidas para hacerlo. Hace más de cinco años que Ivcher negocia sin éxito con el Estado un pago estratégico para el relanzamiento de su canal y según todos los entendidos éste fue el motivo del distanciamiento de la pareja presidencial con el empresario israelí, que tuvieron algunos episodios de enfrentamiento en espacios públicos.
  
  De pronto, sin embargo, ocurren tres hechos milagrosos: (a) Ivcher recibe la plata; (b) Frecuencia TV descubre que su programa de mayor raiting y el único que hace alguna diferencia en una televisión alineada, es incompatible con la línea del canal; (c) Genaro y Baruch vuelven a descubrir intereses convergentes, olvidan rencillas y empiezan a intercambiar información, como en año 92. ¿Cómo explicar tanta maravilla? ¿A Toledo le vino el arranque de no irse peleado con un antiguo amigo y decidió darse el gusto con dinero del fisco?, ¿A Frecuencia TV se le ocurrió firmar un contrato con Hildebrandt por un año para después cancelarlo a los veinte días, porque recién se dieron cuenta de su contenido? ¿A Baruch ya no le interesa ser el “héroe de la democracia” y está volviendo a sentirse parte del mundo de los medios que arreglaban con Montesinos y ahora lo hacen con PPK?
  
  Algunos piensan que aquí no hay ninguna concertación o estrategia jugándose de manera unificada en este momento y que todo está ocurriendo porque así somos los peruanos. En fin, por lo menos ya están claras las siguientes relaciones:
  
  a)      el gobierno y el que fue su principal partido aliado han dejado de tener candidato propio en las elecciones y sólo aspiran a puestos parlamentarios, ¿alguien duda de a quién están endosando para asegurar el continuismo?;
  
  b)      el operador pro-Lourdes en el gobierno es PPK, que para efectos prácticos es una especie de premier adelantado de la lideresa de Unidad Nacional, todo apunta a mantener el modelo económico;
  
  c)      la prensa escrita, televisiva, radial, ha cerrado filas en torno a la candidata, en una manera que recuerda mucho a la manera como se ubicaban los medios frente a Fujimori en el año 2000;
  
  d)      Ivcher ha convertido a Valenzuela en su portavoz política. La posición se resume en crítica lo que quieras a Toledo pero no a PPK. Aconseja a Lourdes, destruye a Humala, ningunea a los demás;
  
  e)      El Estado y no se sabe quiénes más están poniendo dinero para que las cosas funcionen: se arreglan deudas de Genaro, se indemniza a Baruch, se está permitiendo vender activos que son respaldo de deuda a América Televisión para que pueda tener capital de trabajo, etc.
  
  Y todo ocurre así de pura casualidad.
  
10 febrero 2006